La importancia de las vitaminas y vacunas en los bebés

×

La importancia de las vitaminas y vacunas en los bebés

Staff bbtips | 08-09-2020

Más vale prevenir que lamentar. Y en materia de salud, esto es particularmente cierto. Las vacunas y las vitaminas son dos formas sencillas y accesibles para prevenir enfermedades en nuestros bebés y niños.

LAS VACUNAS

El sistema inmunológico es el encargado de proteger al organismo contra agentes patógenos y elementos tóxicos, como bacterias, virus, parásitos y hongos, además de contaminantes ambientales y venenos. 

Los glóbulos blancos de la sangre identifican y aniquilan a los microbios y elementos nocivos que logran entrar a nuestro cuerpo. Sin embargo, cuando estos agentes agresores se reproducen demasiado o el sistema se debilita y pierde su capacidad inmunológica, se presentan enfermedades infecciosas, que pueden ir desde una simple gripe hasta padecimientos muy graves.

Una vez pasada la enfermedad, queda un registro del elemento que atacó nuestro cuerpo, de modo que, si vuelve a entrar en el organismo, los glóbulos blancos están preparados para aniquilarlo. Las vacunas producen el registro del agente patógeno, sin que se presente la enfermedad. De este modo preparan al sistema inmune para atacar al microorganismo si llegara a entrar al cuerpo.

Las enfermedades que se pueden prevenir con vacunas van desde las muy graves, incluso fatales, hasta las que únicamente causan algunas incomodidades, pero que es mejor evitar. Es por esto que desde el nacimiento y hasta la adolescencia es necesario recibir todas las vacunas del esquema de vacunación, que en nuestro país es gratuito y muy completo, ya que incluye influenza, rotavirus, neumococo y virus de papiloma humano.

Recientemente han circulado versiones de que las vacunas son peligrosas; esto es falso. Desarrollarlas ha tomado años de investigación y esfuerzos. Debes saber que, sin lugar a dudas, es más seguro vacunar a nuestros hijos que no hacerlo.

LAS VITAMINAS

Las vitaminas son sustancias que provienen de los alimentos y son necesarias para el correcto funcionamiento del organismo, ya que favorecen los procesos químicos del cuerpo y mejoran la actividad celular. 

Cada vitamina tiene una función específica importante, por lo que una dieta balanceada que incluya frutas, verduras, proteínas de origen animal, cereales y leguminosas, además de tomar un poco de sol para sintetizar la vitamina D, es suficiente para el aporte adecuado de vitaminas y otros nutrientes al organismo.

La carencia de vitaminas puede producir enfermedades, como el escorbuto o el raquitismo. Por otra parte, debes saber que, así como la falta de vitaminas causa problemas de salud, también el exceso puede ser perjudicial, por lo que nunca debes dar un complejo vitamínico a un niño sin que lo recete el médico pediatra.

La leche materna de una mujer con una dieta balanceada contiene todas las vitaminas que necesita un bebé durante sus primeros seis meses. La excepción es la vitamina D, que como mencionamos, se sintetiza tomando el sol. Por esto algunos pediatras suplementan al recién nacido con esta vitamina y otros indican baños de sol durante 10 minutos todos los días.

Cuando se comienzan a introducir alimentos sólidos en la dieta del bebé, aunque la leche continúa siendo su principal fuente de nutrientes, es importante que su alimentación sea lo más completa y saludable. Esto por una parte creará hábitos alimenticios saludables y por la otra garantizará que continúe recibiendo todas las vitaminas que necesita para su sano desarrollo, cuando su consumo de leche disminuya, alrededor del año. A esta edad probablemente el pediatra recete a tu bebé un complemento vitamínico.

 

La importancia de las vitaminas y vacunas en los bebés

Etiquetas Salud Consejos

Comentarios

bbtips
bbtips
bbtips