Familia

Papá ¿cómo vincularte con tu bebé?

Apapáchalos. Muchos papás evitan mimar o arrullar a sus hijos como si estas actividades fueran exclusividad de mamá. Aproxímate a ellos, cárgalos para leerles un cuento, ayúdalos a vestirse o a bañarse, y fomenta la cercanía física y emocional entre ustedes así como entre todos los miembros de la familia. Si mamá y papá son cariñosos, ellos aprenderán de ustedes.

No te tomes el rechazo personal. Los primeros 2 años es normal que los niños prefieran a su mamá, pues ella les brinda muchos cuidados. Sin embargo, si juegas con tu pequeño y te haces presente, comenzará a asociarte con las actividades divertidas y le encantará pasar tiempo contigo.

Vayan a explorar. Una opción muy divertida y emocionante para vincularte con tu bebé es explorar el mundo con él: desde juntar hojas en el jardín hasta jugar con la arena en la playa, son momentos en los que puedes enseñarle muchas cosas que nunca olvidará (y él a ti).

Sé tierno. Que tu hijo sepa que puede recurrir a ti cuando se siente vulnerable, cuando quiere llorar o cuando necesita un abrazo. Hazle saber que lo aceptas incondicionalmente, que tú también lloras a veces y que no es malo equivocarse ni expresar los sentimientos. Todas estas son cualidades que lo harán desear correr hacia ti cuando se cae y más adelante pedirte un consejo cuando tiene un problema.

¡La paternidad es un gran privilegio! Felicidades.