La importancia de la lactancia y producción de leche materna

×

La importancia de la lactancia y producción de leche materna

Staff bbtips | 02-08-2021

La importancia de la lactancia materna

Una de las preguntas más frecuentes que te harás antes del nacimiento de tu bebé o al momento de que este nazca, está relacionada con su adecuada alimentación. Esta pregunta se va prolongando en los primeros años de vida del niño. De ahí que los primeros días de su vida sea de gran importancia que inicies una lactancia adecuada, que garantice entre otras cosas:

  • Protegerlo contra enfermedades, proporcionarle una buena nutrición, favorecer un desarrollo físico y mental adecuado, disminuir la probabilidad de enfermedades a futuro y en el peor de los casos, la mortalidad
  • Pero también y no menos importante, fortalecerse juntos con la carga emocional afectiva que representará para ti y tu bebé 

La importancia de la lactancia materna: la Organización mundial de la salud (OMS) indica que...

  • El inicio de la lactancia sea lo más inmediato al nacimiento,
  • Que sea el único alimento que consuma tu bebé en los primeros seis meses de vida
  • De ser posible prolóngalo hasta los dos años de vida.

La importancia de la lactancia materna: producción de leche materna

Entre los datos que debes tomar en cuenta al acercarse el momento del parto está el saber que el inicio de la producción de leche materna varía de una mujer a otra; sin embargo, en promedio se da entre el día uno y podría irse hasta el día seis posterior al parto, sin importar si tuviste parto natural o cesárea.

Para conocer el proceso de producción de leche es necesario saber que, dentro de cada pecho, hay unas estructuras llamadas alveolos, en los cuales se produce la leche, ésta se transporta por los conductos galactóforos hasta los senos galactóforos que están ubicados en la punta del pecho y son cubiertos por el pezón. Ahí es donde se almacena la leche y se requiere que tu bebé esté bien colocado abarcando todo el pezón para extraer la mayor cantidad de leche en cada succión.

Al estar conformado el pecho por grasa, hay de diferentes tamaños y formas; sin embargo, estas diferencias no influyen en la producción de leche. Al nacer tu bebé, se producirá en tu organismo una liberación de prolactina (oxitocina) lo que desencadenará la producción de leche materna en los alveolos para que puedas amamantar a tu bebé inmediatamente. 

Tipos de leche

  1. Calostro: es la primera leche que producirás en el periodo inmediato posterior al parto. Es de gran importancia para el desarrollo de tu bebé. En esta primera toma le proporcionarás elementos de defensa (anticuerpos) para que fortalezca su organismo contra enfermedades durante los primeros meses de vida. El calostro es de consistencia espesa y puede tener una coloración amarillenta. Es necesario recalcar que contiene los nutrientes necesarios para iniciar la alimentación de tu bebé.
  2. Leche madura: cuando empieces a amamantar a tu bebé, tu leche tendrá una consistencia más líquida y en momentos más tardíos podría ser más espesa, ya que cumple las funciones de saciar la sed primero y después de “llenar” a tu bebé. La temperatura de la leche es la óptima para el bebé, por lo que no deberás dársela fría ni muy caliente.

Es importante resaltar el hecho de que tu leche materna contiene TODOS los nutrientes, líquidos, vitaminas, minerales y anticuerpos necesarios para garantizar un desarrollo óptimo de tu bebé en las primeras etapas de crecimiento, por tanto, no recomendamos de manera alguna darle agua, tecitos, jugos o probaditas de bebidas o alimentos, cuando menos durante los primeros seis meses de vida. Aquí radica la principal importancia de la lactancia materna. 

Tamaño del estómago del recién nacido y su capacidad

Al nacer, el estómago de tu bebé es muy pequeño (de 5 a 7 mililitros de capacidad, aumentando hasta unos 22 a 27 mililitros en el tercer día de nacido, hasta aumentar a 80 a 160 ml al mes de nacido.

De esta forma notarás que tu bebé come cada vez mayor cantidad de leche. No te asustes si no come por mucho tiempo o grandes cantidades, la leche que produzcas será suficiente para cubrir las demandas de tu bebé.

Una de las preocupaciones más grandes es si el bebé está satisfecho con la cantidad que consume en cada toma. Para determinarlo hay que tomar en cuenta las siguientes señales:

  • No succiona adecuadamente el pezón, por tanto, hay que acomodarlo para que quede el borde de los labios del bebé y abarque todo el pezón con la boca abierta. Además, la succión también estimula la producción de más leche.
  • Si al retirarlo del pecho, tu bebé se pone inquieto o llora, puede ser que no esté satisfecho aún, cámbialo de posición para ofrecerle el otro pecho hasta que quede tranquilo. A veces se llenará con la toma de un solo pecho.
  • Come pocas veces al día, lo ideal es que en promedio tenga seis u ocho tomas en 24 hrs. NO le des tomas por horarios hasta que establezcas una rutina de alimentación basada en los requerimientos individuales de tu bebé.
  • Orina menos veces de lo habitual. Es normal que al inicio orine dos o tres veces al día, pero al pasar los días aumentará a una cantidad, en promedio, de seis veces. La coloración de la orina debe ser entre transparente y amarillo claro, si orina de color muy amarillo deberás aumentar la cantidad de tomas. Observa la cantidad del área manchada del pañal para ver si disminuye esta cantidad de orina.
  • Disminuye la cantidad o veces de las evacuaciones, dependiendo del número de veces que tu bebé evacúa su intestino, podrás determinar si lo estás alimentando adecuadamente. En los primeros días las heces pueden ser de color oscuro, verdoso o muy amarillento, no te preocupes, es normal, al paso de los días se tornarán amarillentas o blanquecinas. En algunas ocasiones los bebés evacuarán una o más veces al día o unas tres veces a la semana, presta atención a la rutina de evacuación de tu bebé.

Por último... Como siempre, te recomendamos que, en caso de dudas, acudas con tu médico para que te brinde indicaciones para mejorar la lactancia y que sea un evento agradable, que redundará en beneficios para tu bebé y para ti.

 

REFERENCIAS / BIBLIOGRAFÍA / MÁS INFORMACIÓN

  1. González de Cosío T, et al. “Lactancia materna en México”. CONACYT, 2016
  2. Peiró R, et al. Lactancia materna: dolor y producción escasa. En: AEPap (ed.). Curso de Actualización Pediatría 2018. Madrid: Lúa Ediciones 3.0; p. 259-266.

https://www.who.int/child-adolescent-health/publications/pubnutrition.htm

  1. Manual de Lactancia Materna. De la teoría a la práctica. Comité de Lactancia Materna de la Asociación Española de Pediatría. Ed. Panamericana, 2008

La importancia de la lactancia y producción de leche materna

Comentarios

bbtips
bbtips
bbtips